miércoles, 8 de octubre de 2008

AL FILO DE LA CANASTA.



Opinión.


EMBRIAGADOS DE VICTORIA

La victoria y la derrota, son barricas de licor barato, dulce en ocasiones, amargo en otras. Se beben a sorbos, siendo el último, el que embriaga los sentidos, para bien o para mal; nubla la mente y distorsiona el entendimiento, pues no es invicto quien gana, ni tampoco, es deficiente quien pierde, pero si es cierto, que la resaca afecta por igual a vencedores y vencidos.

Saber administrar, triunfos y derrotas es tan importante como reconocernos humanos, con nuestras virtudes y nuestros defectos, con nuestros días buenos y malos, aprender de cada situación, resulta esencial, para conseguir romper rachas desfavorables o tener continuidad en los éxitos, según la filosofía oriental, el Jing & Jang , lo bueno y lo malo, todo forma parte de nuestra vida. Pero dada la circunstancia de que el baloncesto es deporte y nuestro deporte, además es competición, hoy deseo emborracharme con todos los amantes de nuestro equipo, incluidos tantos, que nos escriben desde fuera, pero que siguen cada acontecimiento, igual que si ocupara banco en el pabellón; con el dulce néctar de la victoria, cantar el Redoble hasta quedar afónico y disfrutar de la fiesta como un chaval, sin ver el fin, repitiendo fiesta cada semana y volver a cantar y botar, sin pensar en la resaca del día después. Que bueno es ganar…

Queridos colegas de grada, ¡¡BIENNN!!, jugadores, cuerpo técnico, ¡¡MUY BIENNN!!, árbitros directores del partido ¡¡MAL, MUY MAL!!, ¡ pero bueno!, cuando tendremos un arbitraje mas o menos normal, por favor, Srs. de la federación, tomen nota, hemos ganado un partido contra viento, marea y decisiones arbítrales basadas en el desatino, en un principio, y rozando la chulería, después, pero ¿Qué le dan Vds. para merendar a estos Srs?. Deseando estoy, de poder enaltecer algún caballero del silbato, pero nada, no hay manera. En fin, parece que el equipo va engranando, hubo jugadas de gran calidad, algunos con mas fortuna que otros en el tiro, muy mala suerte con el filo de la canasta, que escupía los balones lanzados por los nuestros, asemejándose a una broma macabra, pues si que rondaba el aro con acierto para el equipo visitante. En resumen, un partido ganado a lo grande, sabiendo afrontar todos los factores desfavorables y rematando la jornada con ventaja, especial mención a la preciosa corbata roja del Sr. Hurtado, hubo momentos que parecía resplandecer desde lo alto de mi torre, pero cuidado, pues aun sabiendo de las propiedades de esa corbata, no tiene efectos sobre los del silbato, que apunto estuvieron de pitar técnica. Inteligencia y morderse la legua (aunque se envenene, Sr. Hurtado), es la solución, contra esos personajes que parecen sacados de un circo. Enhora buena, “BUEN PARTIDO”.

GUARDIAN DE LA TORRE.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Completamente de acuerdo con el tema arbitral, son nefastos y desde luego no nos tienen ningún respeto en nuestra propia cancha y también de acuerdo en que Piti tiene que tener un poco más de cuidado pues el otro día casi le pitan técnica y el seguía erre que erre, hay que ser un poco más listo.

Anónimo dijo...

Guardian de la torre, te vemos un poco, complaciente, quizas esta columna tiene que ser un poco mas... cañera. No quita que el otro dia ganamos, pero tambien hay que atacar a lo malo, que lo hay. Desde tu torre seguro lo ves.

Julian dijo...

Justo eso, tiene que darse caña a todo lo que se ve y el viernes se vieron muchas cosas malas que hay que rectificar y que se deberían contar para que en próximos partidos no vuelva a suceder, no siempre la culpa es de los árbitros, estamos de acuerdo que pitan mal pero para un lado como para otro, pero en lo que nos tenemos que centrar es en nuestros errores para no cometerlos más, en jugar bien para llevar ventaja suficiente para que no nos asustemos como pasó el viernes.
Ya que te haces llamar guardián de la torre, creo que debes decir todo lo que ves en el campo con pelos y señales. Saludos.