sábado, 18 de octubre de 2008

DE TODO, PARA TODOS.




Fotos: Mercedes.

El Cáceres gana a Illescas y encuentra a Simien.

Cáceres 2016, 76 ; Illescas Urban 65.

Cáceres 2016: Moss (10), Brown (11), Simien (11), Poves (3), English (18). – Bellas (1), Sanguino (2), Guaita (7), Panadero (0), Angulo (13).

Illescas Urban: Yánez (3), Virgil (10), Moore (5), Lyons (11), Juanin (5).- Charquero (3), Jiménez, (4), López (7), Alonso (15), López Pérez (0), Driesen (2).

Arbitros: Bey Silva y López Herrada.

Marcador por cuartos: 21-17, 39-33. 61-47, 76-65.
Parciales. 21-17, 18-16, 22-14 y 15-18.

J. Antonio Bola González.
Cáceres.
............................................

Hubo de todo, como en botica, para los que buscaran vendetta deportiva sobre aquella noche de mayo la tuvieron, para los que esperaban el debut de Simien, lo encontraron vestido de negro al comienzo del calentamiento. Para quienes esperaban un partido de baloncesto de nervios y emoción, tuvieron su dosis de adrenalina. Los que deseaban espectáculo, vieron algo de asomo en ciertas jugadas. Pero lo que todos los aficionados cacereños encontraron fue una importante victoria frente a un rival complicado por su historia para con el conjunto de Cáceres, así como para la estabilidad y el futuro cacereño.

La incógnita Harper- debut de Simien, se desvelaría justo cuando el Cáceres iniciara su calentamiento. Los rumores, que a lo largo del día situaban al nuevo americano del 2016 entre los que saltaran a la cancha se hicieron realidad y el publico del Multiusos ha encontrado un nuevo héroe. Deseoso de tener un icono en el que fijarse y depositar su confianza en una estrella, el ganador de un anillo NBA, ha conseguido con sus 27.30 minutos en cancha encandilar a la hinchada cacereña, y lo ha hecho en la noche justa, al vencer al equipo contrincante por antonomasia en la corta vida del Cáceres 2016.
Illescas, que luchara contra la fortaleza de los hombres altos cacereños sin encontrar éxito en su empeño, sucumbió con la garra que le caracteriza, pero entendiendo que este no es el equipo del mayo pasado. A final, la imagen de Juárez felicitando amablemente a los jugadores del 2016, parándose con Simien, resume lo que pudiera ser el significado de la noche.

Y es que empezó pronto el neo fichaje del Cáceres. Los primeros cuatro puntos fueron suyos. Ya nadie hizo acopio de recuerdos. El americano muestra sus credenciales dentro de la zona con unos movimientos que separan la calidad de todo un jugador de cualidades estudiadas en sitios importantes. A pesar de no tener la forma total y la necesidad de enfocar su juego a los métodos de su nueva escuadra, Simien asoma por encima de ciertos criterios que marca la competición. De ello, de salir la jugada correctamente el Cáceres puede sacar un partido elevadísimo, un partido que con seguridad agradará a sus seguidores.
Los primeros parciales anunciaron igualdad. Esa igualdad nervios, y éstos, alta temperatura en la grada que atisbara una noche de peligros constantes pero con cierta seguridad de su parte. 18-11 seria la ventaja mas larga en los primeros diez minutos, para cancelar este cuarto con un 21-17 que encarrilaba el sentirse encima en los guarismos desde el inicio.

Rotaciones aparte, Angulo asomó por fin. Y lo haría con una buena defensa sobre la figura toledana, Alonso, y con una apañada capacidad anotadora que lo llevase a los 13 puntos, su valoración, la mas alta del cuadro cacereño, lo pone en el camino que buscaran los presentes. Lucio aparece de la manera mas esperada posible y en el momento oportuno. El Cáceres para entonces funcionaba en ataque, sin conseguir no atragantarse con la zona que Juárez ordenaba. En defensa, fuerte y con envidiosa disciplina, aprovechando las rotaciones sin dejar de ser fuertes bajo el aro, los de Piti, no le perderían la cara al encuentro en ningún momento. A pesar de ser un guarismo mas estrecho, el segundo cuarto ampliaría la diferencia al final de la cuenta atrás. 39-33 y la emoción servida para el resto de noche.

Y pudo el Cáceres sentenciar con tiempo el partido en el tercero de los cuartos. No lo hizo pero el Illescas carecía de cierto sentido en muchos minutos del tercer cuarto. Perdido en su sin razón, los toledanos vieron las distancias mas largas en el marcador de estos minutos. De haber estado mas entonados los de la capital cacereña, los guarismos estarían, para esa hora, en una supremacía mas explicita de lo que marcasen los números, 58-45 a 2.21 para desembocar en un 61-47 al ponerse a cero el crono de los terceros diez. Sin duda alguna, ahí quedaba demostrada la superioridad en una noche que desembocaba en el éxtasis de la victoria.
Apretarían los de Juárez, que lejos de dejar de dar la cara, decidieran echar el resto. Minutos de descanso de Simien y Moss que demuestra su valía con el salto y el rebote. Guaita que entiende su misión a la perfección y encara con virtud de luchador su aporte y ese hombre que parece que esta ausente pero que, hasta el momento, encara el partido con la facilidad del juego aportando la máxima anotación del encuentro, English.
Todo encuadrado para dejarse llevar por la inercia de la ventaja. Eso lo hizo el equipo de Piti con la razón de dan sus hombres a los que aun le faltan para estar totalmente conjuntados pero que acarician un estado de competición que encumbrará sí, continua el camino con el trabajo diario. La llegada de Simien sin duda alguna, eleva el grado necesario en la batalla.
Al final, a pesar del esfuerzo incombustible de Alonso, Juárez se rindió a la evidencia de que, esta noche el Cáceres era mas equipo que su Illescas y a pesar de que iniciara esa táctica que le lleva a forzar ciertos sentimientos de culpabilidad en los árbitros, en esta ocasión no le serviría de nada, pues escrito está que los gregarios de este Cáceres no saben de oportunismo técnico. Queda en evidencia la claridad en el marcador, a 7.29, 66-50, a pesar del arreo toledano final, la holgura hacia el deleite de la grada que encontró parte de todo lo que buscaba en un dividendo alto a su favor que diera la, aparición de Simien, símbolo de espectáculo y resquicio de superioridad, para terminar haciendo un potente bloque que acabara venciendo en, esa vendetta final a un Illescas inferior en todos los sentidos, una noche que terminara con recuerdos cuando la victoria da la razón. 76-65 es la realidad.
Enlaces:

8 comentarios:

Anónimo dijo...

Muy buena crónica Bola, fantástica y además rápida, eres un crak como está empezando a ser nuestro equipo, hoy ya se ha visto algo bueno en el pabellón. Saludos y AUPA CÁCERES.

Anónimo dijo...

Toma yaaaaa, Illescas, toma yaaaaa Juarez prepotente, y a la afición decirles que que mal perder teneis, lo pagasteis con la afición Cacereña a base de insultos, pero ahora os fuisteis para casa sin nada, jejejeje

Anónimo dijo...

Gracias por incluir crónicas tan detalladas y valorativas de todos los aspectos del juego. Así da gusto.
Me parece que los resúmenes del "extremadura" y el "hoy" pasarán a un segundo plano en mi ordenador.
Un trabajo serio, de veras.

Ánimos para ti y para nuestro Cáceres.

McArthur dijo...

Enhorabuena por tu crónica, sinceramente fantástica. Como diría el Guardián de la Torre, esta mañana, nos hemos levantado con la resaca de la victoria. El partido de ayer ha escrito un nuevo capitulo en los anales de la historia de este Club y sobre todo, ha demostrado que su afición, armada de paciencia ante una peña que dice llamarse la 1ª, se ha colgado la medalla al merito de la paciencia, ignorando cánticos revanchistas, provocadores y de mal gusto. Para estos personajillos, solamente decirles, que en el mundo del baloncesto lo PRIMERO, que hay que aprender, son modales. Buena lección de todos para un equipo, que hacia falta que le bajaran los humos. ¿Qué le vamos a hacer?, hemos tenido que ser nosotros.

taburete dijo...

Excelente tu resumen del partido de anoche. Todo salio como pensabamos todos los aficionados que nos reunimos en el multiusos un viernes más.
En cuanto a los "IMPRESENTABLES" de la peña del Illescas (que se JODAN), que así no se puede ir por la vida, hay que tener más deportividad y no ir increpando y provocando a los espectadores del CÁCERES 2016, coreando gritos de Plasencia, Plasencia, con la única intención de crear malestar entre dos pueblos extremeños.
A lo mejor es que deberían continuar el la LEB PLATA para poder enfrentarse a ellos.

¡Aupa el Cáceres¿!

COMEILLESCAS dijo...

Parece, que hoy no aparece por este blog ningún "Bolo".

Ya os lo dije ayer, impresentables, que os pasariamos por encima como una apisonadora, ahogaros en vuestros propios vomitos, instigadores de mierda. Aprender lo que es un equipo y una afición.

Juan Canario dijo...

Illescas es historia. Cronica dificilmente superable. El viernes en Santiago esperemos que se confirme la mejoria evidente y que se revalide al siguiente con el Axarquia. Que los hados de las lesiones nos respeten.

Anónimo dijo...

¿dónde se han metido esos de Illescas y de Plasencia que la semana pasada escribían tanto? ahora estáis calladitos con la cabeza baja ehhhhhhhh